Probablemente ya lo sepa, la variedad de máquinas exprimidoras que se ofrecen en el mercado es increíble. Entonces, “¿cuál es el mejor exprimidor para comprar?” Desafortunadamente, no hay una respuesta universal a esta pregunta!

Es una situación similar a la de comprar un auto. No hay un mejor auto en el mundo, que satisfaga todas las diferentes demandas y expectativas por igual. Eso significa que, como punto de partida, primero debe identificar sus necesidades y expectativas y basar su decisión en eso.

¿Un exprimidor eléctrico o un exprimidor manual?

Esta es la primera diferencia técnica importante de las máquinas exprimidoras. Existe una amplia gama de exprimidores eléctricos, que están diseñados para el exprimido regular de grandes cantidades. Por el contrario, los exprimidores manuales son más lentos y, por lo tanto, solo son apropiados para la extracción ocasional de cantidades más pequeñas.

Digamos que se toma en serio los jugos, por lo que nos centraremos en los exprimidores eléctricos.

Selección del tipo correcto de máquina de jugo

Hay tres tipos básicos de máquinas exprimidoras eléctricas disponibles. Estos son:

– Exprimidores centrífugos
– Exprimidores masticadores – también llamados máquinas exprimidoras de engranajes simples
– Exprimidores trituradores – también llamados exprimidores de engranajes dobles o dobles

Los exprimidores de engranajes individuales se dividen en 3 subgrupos:

– Exprimidores masticadores horizontales.
– Exprimidores verticales de doble etapa.
– Exprimidores de hierba de trigo

Cada tipo tiene sus pros y sus contras. El tipo de exprimidor eléctrico más adecuado para usted depende realmente de usted y de sus necesidades. Por lo tanto, debe estudiar los pros y los contras cuidadosamente y también debe verificar las comparaciones de exprimidores.

Decidir sobre la marca y el modelo

Una vez que haya elegido el tipo de exprimidor eléctrico, deberá elegir la marca y el modelo de exprimidor adecuados. La variedad de modelos para elegir es de nuevo enorme. ¿Qué debes hacer?

No es tan complicado como podría parecer. En primer lugar, debe verificar las características de los modelos y también las revisiones de exprimidores de los modelos que considere apropiados. Esto definitivamente reducirá su selección significativamente.

Ahora está listo para dar el paso final: verifique las condiciones comerciales como la garantía, las condiciones de servicio y, por supuesto, el precio.

Cuanto más larga sea la garantía de todas las partes, mejor será. El mejor escenario es, por supuesto, que todo lo que compramos funcionará perfectamente, sin ningún problema. Sin embargo, si algo sucede, es bueno saber que todo será cuidado.

A los fabricantes no les gustan los reclamos, reemplazos y reparaciones de servicio. Por lo tanto, un tiempo de garantía largo se concede, por regla general, solo para los productos de muy buena calidad.

Finalmente, hablemos de precios. Los precios de las diferentes máquinas exprimidoras varían mucho, pero las diferencias no son tan dramáticas como para los automóviles. Cuando se está decidiendo por un auto nuevo, el precio es ciertamente un factor más importante. Por lo tanto, al comprar un automóvil, primero debe determinar un rango de precios aceptable y comenzar a partir de eso.

Al comprar una máquina de jugo, realmente no tienes que hacer eso. Hay dos buenas razones para eso:

– Los precios de los exprimidores son mucho más bajos que los precios de los automóviles.
– El rango de precios para los distintos tipos y modelos de máquinas exprimidoras no es tan grande.

Ya puedes conseguir una buena máquina de jugo por $ 200 – 400. Para los modelos exclusivos de exprimidor, tendrás que pagar más.

Y por último, pero no menos importante: antes de tomar su decisión final, debe preguntarse “¿Cuál es el precio de su salud?”

Deja una Respuesta