Casi todas las cocinas en una casa estadounidense tienen horno de microondas. Este moderno electrodoméstico es apodado por la mayoría de las amas de casa como el “Mejor Ayudante de Cocina”: cocina, se calienta y se hornea en el menor tiempo posible. ¿A quién no le encanta que preparen sus palomitas o muffins durante solo 5 minutos? Aparte de eso, cabe en la mesa de la cocina, es bastante asequible y es útil en todo momento.

Para devolver el favor, Super Moms puede mejorar la productividad de su mejor ayudante de cocina cuidándolo adecuadamente.

Hay muchos aspectos a considerar cuando se tiene en cuenta la vida útil de un microondas. Aquí hay algunas cosas que no debes olvidar para mantenerlas frescas, prolongar su vida útil y mejorar su eficiencia:

Vasijas y utensilios.

  • Recuerde que no todas las placas de plástico, vidrio o cerámica son seguras para cocinar en microondas. Antes de colocarlo dentro de la cámara de cocción, verifique dos veces la etiqueta que se encuentra en la parte inferior del recipiente. Mantenga los biberones fuera. El horno de microondas no es un buen lugar para calentar biberones.
  • Tenga cuidado con los utensilios de plástico. Algunos de ellos podrían derretirse a altas temperaturas y contaminar los alimentos que está calentando.
  • Los vasos de vidrio son ideales para alimentos que son grasos. El aceite no se adhiere al material de vidrio, a diferencia de los plásticos.
  • Use utensilios y recipientes aptos para microondas. De lo contrario, podría romperse o fundirse.
  • No coloque ropa mojada dentro de su microondas. No es una secadora. Poner la ropa puede provocar incendios.

Consejos de limpieza

  • Las manchas y la grasa de la cocina reducirán la resistencia de su microondas. Mantenlo limpio haciendo lo siguiente:
  • Antes de nada, asegúrese de que el equipo esté apagado y que el enchufe esté fuera del zócalo. No quieres ser electrocutado repentinamente por descuido.
  • Limpie todos los derrames regularmente. Esto evitará que las manchas se adhieran permanentemente.
  • Se recomienda utilizar un detergente suave y agua para la limpieza. Seque con un paño limpio o una toalla de papel después.
  • Limpia las esquinas y juntas de tu microondas. Sobre todo, una forma de suelo se acumula en el borde de su puerta, causando que se cierre bien.
  • Desodorice la cámara de cocción usando una cucharada de bicarbonato de sodio y un vaso de agua tibia.

Precauciones de seguridad

  • Hay algunas cosas que debe saber para protegerse contra cualquier peligro que pueda causar el aparato:
  • No opere el microondas si la cámara de cocción está vacía. El vapor emitido puede ser peligroso para su salud.
  • Mantenga un espacio significativo entre su cara y el microondas mientras está funcionando. No acerques demasiado la cabeza.
  • No use almohadillas abrasivas para limpiar el microondas.
  • Manténgalo fuera del alcance de sus hijos. No permita que los niños pequeños los operen.
  • No desmonte los componentes. Busque ayuda cuando surja alguna falla y deje el resto a un técnico calificado.

Asegure la longevidad de “Ultimate Kitchen Helper” con los consejos mencionados anteriormente. ¡Feliz cocina con microondas!

Deja una Respuesta