En esta publicación, le daremos algunos consejos útiles sobre la reparación y el mantenimiento adecuados de los hornos de microondas. Estos consejos también lo ayudarán a maximizar su uso del dispositivo y, al mismo tiempo, extender su vida útil y eficiencia.

1. Mantenga su horno limpio. Esto se aplica a todos los electrodomésticos que posee. La suciedad, el polvo y otras partículas que se pegan en su electrodoméstico o en su horno harán que la máquina se deteriore físicamente. Si se retiene sucio, estas partículas o suciedad eventualmente se convertirán en manchas que eventualmente acabarán con la cubierta metálica del horno.

2. Limpie todos los derrames de alimentos en su microondas a la vez. Use un detergente suave y agua cuando la lave, y asegúrese de enjuagar y secar con un paño limpio siempre. También limpie alrededor del borde de la puerta y su abertura para evitar la acumulación de suciedad, lo que hace que la puerta se cierre bien.

3. Limpie a fondo las paredes interiores del horno. Las manchas sucias que se han secado en las paredes internas del horno se pueden eliminar poniendo agua sinusoidal en una taza de vidrio dentro del horno. Deje que hierva por unos minutos, mientras hierve, un vapor llenará el interior y hará que se pierda la tierra vertida. Déjelo en el horno de microondas durante unos cinco minutos y luego séquelo.

4. Haga que su horno no tenga olores. Para deshacerse de los olores, limpie el interior con una solución de 1 cucharada de bicarbonato de sodio y 1 taza de agua tibia, luego enjuague y seque. También puede mezclar una porción de jugo de limón y tres porciones de agua en un vaso grande y hervir durante 3-5 minutos y luego dejar que se enfríe. Retirar el agua y luego secar.

5. Siempre siga la “Guía para hacer y no hacer” del fabricante y solo use los utensilios de cocina que se recomiendan para cocinar en horno de microondas.

6. Supervise su horno cuando lo use y siga la asignación de tiempo adecuada para cada alimento o plato que prepare según las instrucciones.

7. No desinfecte, seque ropa u otros artículos en el microondas, de lo contrario corre el riesgo de iniciar un incendio.

Finalmente, haga reparar el horno si hay signos de oxidación en su interior. A veces, llegará el momento en que ciertos daños o preocupaciones no se puedan abordar con nuestras habilidades de aficionado. Cuando llegue este momento, no dude en pedir ayuda profesional. Haga que su horno sea revisado y reparado por una empresa de servicios de reparación de hornos acreditada, para evitar daños adicionales y riesgos de seguridad innecesarios.

Deja una Respuesta